miércoles, 3 de agosto de 2011

Tete Blanche (3711m), refugio Bertol, Arolla, Valais

Parecia que el parte del tiempo nos daba una ventana de buen tiempo,asi que decidimos subir al Refugio Bertol desde el pueblo de Arolla.
                                  El veranito suizo, no es como en otros sitios que conocemos!
Habia poca gente por el pueblo,salimos del coche con frio y nevando en altura.
El refugio esta muy bien, se portaron de cine, habra que volver con buen tiempo.
                                                 Subiendo al Refugio Bertol
Esta situado encima de un pedrusco y hay que subir unas escaleras para llegar a el.
Psamos la noche con otros dos grupos que tambien llevaban guia, al dia siguiente ellos querian realizar la travesia que va la Refugio de Schonbiel.
                                  Ultima cuesta, el refugio se ve arriba.
Al anochecer paro de nevar y pudimos sacar unas buenas fotos.
Nos levantamos pronto los 3 guias para ver si saliamos o no y decidimos esperar a ver si mejoraba, pues estaba nevando.
                                                                   Las escaleritas
Al final, los 2 grupos decidieron bajar otra vez a Arolla y nosotros tiramos para arriba para ver hasta donde podiamos llegar.
Improvisamos un poco la huella, no habiamos estado alli y no sabiamos muy bien por donde iba la ruta...
                                                          El refugio
                                         Dent Blanche al atardecer
Despues de una dura subida abriendo huella, tardamos un buen rato mas de lo normal, menos mal que Sergio esta fuerte y me hecho una mano.
Conseguimos subir a la cumbre...estuvo muy bien, estabamos solos en la cima.
                                           Abriendo huella, donde estan las grietas??
El Cervino entre las nubes
                                                          Llegando arriba
                                                               Hubo que lucharlo!
Pronto empezo a cerrase y poco a poco nos volvimos por donde habiamos venido, cruzando todo el glaciar y luego al coche.
Despues de una dura semana por el mal tiempo, por lo menos hicimos una ascension bonita.
                                                                         Vuelta al valle